El viento, ese habitual invitado de las pruebas deportivas majoreras, no pudo deslucir lo que iba a ser y fue una de las mejores ediciones de la milla Barceló, carrera pedestre para todas las categorías que tuvo lugar el pasado viernes, 19 de mayo, en la avenida principal de Caleta de Fuste, organizada por Barceló Hotel Group, con la imprescindible colaboración del ayuntamiento de Antigua.

El secreto del éxito de la séptima milla Barceló radicó en el trabajo, el esfuerzo, la colaboración y la planificación, llevada a cabo por un equipo de excepción formado por el personal del Barceló Team, del ayuntamiento de Antigua y de la delegación de atletismo, que trabajando al unísono han convertido esta carrera majorera en una de las mejores millas urbanas de Canarias, principalmente por el ambiente que creó el numeroso público presente, así como por el nivel competitivo de alguno de los mejores corredores canarios que estuvieron presentes en Caleta de Fuste, por el alto nivel organizativo de un equipo excelente y sobre todo, y fundamentalmente, por el entusiasmo que desplegaron los tres centenares de atletas que convirtieron el asfalto de El Castillo en una pista de atletismo.

La veterana atleta y mejor mediofondista canaria del momento Ana Toral, responsable técnica del club Avutarda-Maxiroga de Puerto del Rosario, impuso desde la salida su ritmo, dejando atrás a todas su contrincantes, con el objetivo de  mejorar el récord de la prueba que ella misma posee desde la primera edición con un tiempo de 5:18; ganó la milla con su elegante correr con un crono de 5 minutos y 33 segundos, pero se quedó lejos de la plusmarca de la prueba, por dos razones esenciales, por los giros, que aumenta el espectáculo pero ralentizan la carrera y por el viento que impidió aumentar los ritmos; mientras que el segundo puesto fue para su pupila, la juvenil Nerea Pérez, que con un crono de 6:01 se hizo con el segundo cajón de podio, siendo el tercero para la cadete de Corralejo Alba Perdomo (Maxoatlhón) con 6:12.

En la prueba masculina los invitados no defraudaron en absoluto, dando espectáculo y emoción hasta los últimos metros de la milla, con victoria del grancanario de Arguineguín Saúl Castro (3com) con un tiempo de 4:41, por 4:42 de Francisco Cabrera (HPS TRICAN), mientras que el majorero de Cardón, Jónathan Hernández (EAMJ-Esencia), en una carrera de menos a más, fue tercero con 4:53. La carrera fue lanzada por Suso Albar (Barceló Team) con el firme propósito de imponer un ritmo que acercara a los favoritos al récord de la prueba, luego fue el atleta sub-23 Sergio Arbelo quién intentó romper la disciplina del pelotón, pero se lesionó y dejó la disputa por el primer escalón del podio en una lucha entre Saúl y Francisco Cabrera.

Pero la milla Barceló de la edición de 2017 tuvo su punto álgido en la prueba de los más pequeños, los prebenjamines, que en número cercano a los cien hicieron las delicias de todos los presentes, especialmente sus familiares que no pararon de correr y de saltar de una lado para otro, sacando fotos y animando a sus niños y niñas.

Otro aspecto de la carrera del pasado viernes que merece ser destacado es la masiva presencia de “populares” en una distancia no habitual para ellos y ellas, ya que normalmente prefieren los ritmos lentos y los kilometrajes largos, y en esta ocasión se atrevieron con la milla, una prueba muy exigente, por el ritmo y los pocos metros a recorrer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here