El marcador final no refleja lo ocurrido sobre el terreno de juego, el Tahíche no fue tan superior al Jandía, pero estuvo mucho más acertado y por eso se llevó el primer envite de la eliminatoria, pero solo eso, el primer asalto. Se puso complicada la cosa, pero no imposible, al Jandía le quedan noventa minutos en su campo y el Tahíche no debe confiarse lo más mínimo, la eliminatoria no está decidida.

El encuentro se disputó con un fuerte viento a lo largo de todo el partido, que dificultaba enormemente el control del cuero y poder combinar con precisión. El Jandía lo tuvo en la primera parte a su favor pero no pudo sacarle rendimiento, llegaba con relativa claridad al área local y una vez allí, se esfumaban las posibilidades de gol. Porque para hacer gol hay que chutar, y el Jandía no lo hizo en la primera mitad. Llevó el peso del partido, eso sí, pero sin profundidad y con muy poca pegada. El que primero pegó fue el cuadro local, cuando en el minuto 38 Aday Rembado anotaba el 1-0. Una jugada con varios rebotes defensivos acabó en los pies de Rembado, que disparaba con la derecha y adelantaba a los suyos.

El Jandía quiso reaccionar pero sin demasiado convencimiento, con balones desde los laterales que facilitaban siempre la labor de la defensa local y no creaban situaciones de peligro. Con el 1-0 se llegaba al descanso. El resultado no era malo, un gol arreglaba la situación y le pasaba la ‘patata’ caliente al Tahíche, pero en la segunda parte había que luchar ante otro adversario más, el viento. El equipo local se sacudió la presión del Jandía en los últimos instantes de la primera mitad y comenzó otro partido con el viento a su favor. En el minuto 54, un balón sin aparente peligro se convierte en gol. Un pelotazo largo del Tahíche ‘picó’ delante de la defensa majorera y la sobrepasó, dejando solo a Lolo, que anotaba de vaselina ante Aitor. El 2-0 descompuso a un Jandía que pasó por momentos de zozobra, el equipo estaba noqueado y su rival lo sabía.

El Tahíche se replegaba un poco más y buscaba una contra para sentenciar, algo que ocurría en el minuto 68 cuando Amado aprovechaba un balón suelto en el área del Jandía para batir de fuerte disparo a Aitor y establecer el 3-0. El Jandía reaccionó con la entrada de Zeque al terreno de juego. El centrocampista ‘rojillo’ dio aire fresco al centro del campo y sus centros al área rival creaban ocasiones y sobre todo segundas jugas, que los majoreros no supieron aprovechar. Pudo acortar distancias el equipo de Batista en el lanzamiento de un libre directo, pero el disparo de Karpin se encontró con la manopla de Floro que envitaba el gol.

El Jandía lo intentaba a la desesperada, un gol metía de lleno al equipo nuevamente en la eliminatoria pero el cuadro de Felipe Batista no acertaba a crear ocasiones claras ante el guardameta Floro, que solo tuvo que emplearse a fondo en el juego aéreo. El Jandía no encontraba pasillos para progresar y la manera más rápida de llegar al portal rival era el centro lateral, pero ahí, los locales estaban fuertes. El marcador no se volvería a mover y el partido se esfumaba para el cuadro sureño. El marcador no era el esperado, pero el Jandía solo piensa ya en el partido de vuelta el próximo domingo en el municipal de Morro Jable, hay que jugarlo.

El partido se disputó en el municipal de Tahíche ante algo más de 500 espectadores, con presencia de aficionados de la U.D.Jandía que no dejaron de animar un solo instante a su equipo. El partido de vuelta se celebrará el próximo domingo,16 de junio, a las 12:30 en el municipal de Morro Jable.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here