“Los Spanish Beatles, me gusta. A los del diario Marca les dio por sacar ese nombre en portada y al final nos dio suerte”. Precisamente fue con un hit de Los Beatles de fondo como comenzaba la entrevista con el atleta Darwin Echeverry este miércoles en Deportes Onda Fuerteventura.

El majorero charlaba con Chechu Carballo pocos días después de conseguir un gran hito en la historia del deporte español. Echeverry, junto a Óscar Husillos, Lucas Búa y el palmero Samuel García, lograban batir el récord de España en 4×400 que ostentaban desde hace 16 años Iván Rodríguez, David Canal, Antonio Andrés y Antonio Reina en los Mundiales de Edmonton (Canadá) en 2001. “No nos podemos olvidar tampoco de Alberto Gavaldá a quien le hubiese encantado también estar aquí corriendo con nosotros”, contaba.

Echeverry, quien cambió el fútbol por el atletismo, tuvo siempre la ilusión de viajar y practicar deporte a la vez. “Nunca olvidaré las palabras de Humberto cuando me dijo: si eres bueno, vas a viajar, y si eso te van a pagar. Lo más lejos a donde había ido, había sido a Jandía a jugar al fútbol”.

Tras cuatro años trabajando muy duro, le llega por fin la oportunidad de competir en un Mundial representando a la selección española y representar a Canarias que es un orgullo para mi.

La gran noticia de su presencia en Londres, tuvo dos partes. Mi entrenador me llamó para decirme que no íbamos ya que República Dominicana y Venezuela no habían oficializado su renuncia a las plazas en 4×400. Pero, la segunda parte de la historia, coge otro matiz muy diferente ya que, a la mañana siguiente, me llama de nuevo mi entrenador y me dice que estamos dentro. A mi se me cambió la cara”.

Finalmente el 4×400 español iba a estar en Londres. “No era la primera vez que corría con ellos, los conozco de hace años, sobre todo a Samuel. Ya habíamos competido juntos en Lille en la Copa Confederaciones”, explica.

A partir de ahí todo fue rodado. En la semifinal llegué muy en forma pese a que no corría desde el campeonato absoluto. Los “Spanish Beatles” salieron con muchas ganas y lograron, no solo batir a selecciones a priori favoritas como Bahamas o Jamaica, sino también ganar la carrera.

De repente, sonó el teléfono. Samuel García, buenas tardes… otro representante del 4×400 atendía la llamada de Onda Fuerteventura. El atleta palmero y Darwin, ambos representantes canarios, estuvieron muy atentos al fragmento que emitimos en antena de la narración de la prueba del pasado domingo por parte de los compañeros de RTVE. “Se me pone la piel de gallina al volverlo a escuchar. Ser feliz en un deporte tan sacrificado es muy complicado. Ahora toca descansar para recargar pilas y comenzar la temporada con más ambición que nunca nos contaba Samuel García.

Pincha en el enlace para ver el vídeo: Final 4×400 relevo español

El atleta de La Palma, ha conseguido ser campeón de España en 200 esta temporada, mejorar en el 400 y rascar un sexto puesto en el campeonato de Europa en pista cubierta.

Tras la gran final con mayúsculas, récord de España, 3:00.65. “Es increíble superar un récord que llevaba vigente 16 años, y si además hemos sido dos canarios los partícipes de lograr este récord dentro del combinado español, estoy doblemente feliz”, añadía García.

Un quinto puesto que, para unos sabe a poco pero a nosotros, nos sabe a mucho. Trinidad y Tobago, USA y Gran Bretaña, fueron los laureados, pero “Los Spanish Beatles” aún son jóvenes y tienen mucho que decir todavía. Hasta ahora nadie había logrado conseguir lo que han logrado ellos en una competición mundial.

Darwin, al que se le vio muy cómodo durante toda la entrevista, aunque cansado ya que confesó que no duerme del todo bien, continúa en una constante ebullición de felicidad por el logro conseguido. Eso si, un atleta como él siempre quiere más, ¿y por qué no pensar en unos hipotéticos JJ.OO.? “Sería muy ilusionante, confiesa. Este ha sido mi último año sub-23 y tenemos que seguir trabajando. Por ahora no quiero saber nada de deporte hasta que comience de nuevo la temporada. El año que viene tenemos eventos importante como el mundial de pista cubierto y debemos esforzarnos para competir allí.

“La selección es joven y hay que tener paciencia, debemos mejorar. A pesar de no conseguir medallas me llevo un gran sabor de boca de la delegación española”, concluía.

NOTICIA RELACIONADA:

El majorero Darwin Echeverry, récord de España en el 4×400

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here